La educación sexual de la primera infancia: guía para madres, padres y profesorado de educación infantil

Desde una perspectiva histórica la violencia doméstica constituye la expresión de un orden social basado en la desigualdad, generada por una asignación de roles diferentes a hombres y mujeres y a un reconocimiento y valoración social y económica más elevada de lo masculino, en relación con la esfera pública. Desde una perspectiva social es una manifestación de prepotencia y dominio sobre las mujeres y los menores, que lleva a algunos hombres, en un intento por preservar sus privilegios, a recurrir a la violencia física cuando no son capaces de convencer mediante la lógica y la razón. Hoy en día la violencia ejercida contra las mujeres en el entorno familiar constituye uno de los más graves problemas a los que se enfrenta la sociedad española.

Aunque este tipo de violencia ha existido siempre en los últimos años se ha producido una transformación simbólica que ha permitido hacer más patente que la violencia contra las mujeres es un hecho inaceptable. Los comportamientos violentos no pueden considerarse ya como pertenecientes al ámbito privado, no son tampoco un problema de las mujeres, sino para las mujeres. Constituyen, por ello, un auténtico asunto público, un problema de la cultura y de los valores que afecta al conjunto de la sociedad y que es necesario erradicar sin paliativos.

http://www.educacion.gob.es/portada.html

AdjuntoTamaño
Edsexualinfantil.pdf3.55 MB